Nuestro aceite procede de aceitunas propias, siendo nuestra producción limitada. Los olivares son de campesinos que llevan años cuidando los olivos con mucho amor y mimo. Todas las entregas de aceitunas se hacen en nuestra pequeña almazara situada en Torrejoncillo (Cáceres).

¿Alguna vez te has preguntado a qué sabe lo artesano, tradicional y natural? Nuestros aceites tienen una pureza altamente sólida, basada en los análisis de expertos en la materia. Dicen que lo natural existe y prueba de ello es el Aceite de Oliva Virgen Extra que producimos. Todos nuestros esfuerzos están puestos en cuidar nuestros olivos, a nuestros campesinos, que recogen las aceitunas de variedad “Manzanilla Cacereña” y, por supuesto, el producto final, el Aceite El Oro del Torreón.